El Gobierno no permitirá ilegales; los haitianos deberán buscar pasaporte

Por el 11/01/2013

Haitianos se retiran para buscar documentos en Juana Méndez

El Gobierno dominicano advirtió ayer que no permitirá la entrada de indocumentados y que será inflexible en su política migratoria; en tanto, los haitianos que trataban de penetrar al país por la frontera de Dajabón fueron llevados al consulado de Juana Méndez, para que comiencen el proceso de obtención de pasaportes, para que luego gestionen el visado.

Los haitianos que no tengan documentos deberán iniciar un proceso de obtención de los mismos en su nación, para más tarde trabajar en su proceso migratorio hacia República Dominicana, así lo decidió el gobierno ayer.

Por tal motivo, el consulado haitiano en Dajabón fue trasladado temporalmente a Juana Méndez para emitir los pasaportes a los haitianos que no los tienen. De los 1,080 que quieren entrar al país, sólo 280 tienen pasaportes, sin embargo carecen del visado dominicano, y 800 sólo disponen de un carnet. La idea es que los que tienen sus pasaportes tramiten la visa dominicana, y los que tienen carnets inicien el proceso para adquirir el pasaporte, papeleo que se hará en Juana Méndez.

El paso por el puente sobre el río Masacre fue reabierto a las 11:30 de la mañana, luego que el gobierno dominicano anunciara que otorgaría el visado a los haitianos que califiquen para optar por una visa, después que sean evaluados en el consulado dominicano en Juana Méndez.

Desde el pasado domingo, 1,080 haitianos indocumentados trataban de entrar al territorio nacional por la frontera de Dajabón, situación que había provocado tensión en la zona y la preocupación del presidente Danilo Medina, quien se reunió con autoridades haitianas y de Migración del país.

Reunión en Palacio

Ayer, Medina se reunió ayer en el Palacio Nacional con el ministro de Interior y Policía, José Ramón Fadul, y el director de Migración, José Ricardo Taveras. A su salida de la reunión, los dos funcionarios defendieron la política migratoria del gobierno, y desmintieron que fueran otorgadas 1,080 visas a igual número de haitianos que protestaban por entrar al territorio nacional, como había informado el padre Regino Martínez.

En rueda de prensa en el Salón Orlando Martínez, los funcionarios advirtieron que todo ciudadano extranjero, haitiano o no, que desee ingresar a territorio dominicano debe cumplir con la legislación vigente. “Ningún ciudadano haitiano ni de otro país, puede entrar al país si no cumple con los requisitos legales establecidos en la República Dominicana”, puntualizó Fadul.

Expresó que el Estado se apega al derecho soberano que le asiste de regular su migración.

De su lado, José Ricardo Taveras aclaró que el gobierno dominicano traza sus políticas a través de sus leyes, las cuales deben respetarse. Según el director de Migración, desde el domingo cuando se produjo el impasse, hasta ayer, más de 1,750 personas han entrado al país sin ningún tipo de inconvenientes por el puesto de Dajabón, pero que éstos estaban debidamente visados.

Decisión

El proceso para la regulación de los haitianos se inició de inmediato en el consulado de Juana Méndez, el cual fue reabierto después de permanecer un día cerrado por presiones.

En tanto, el tradicional mercado binacional será abierto hoy en Dajabón.

Sensibilidad

Fadul señaló que hay información de que Haití está dotando de documentación a esas personas y que posteriormente se enviará la lista a la Cancillería para evaluar a los que califican para un visado. “El Estado dominicano no tiene ninguna actitud ni el presidente Medina contra el pueblo haitiano, al revés, hay una gran sensibilidad de identificación y respeto”, agregó.

¡Si te gustó este artículo, compártelo! Gracias

ESCRIBE TU OPINION O COMENTARIO