La salsa RD también contagia a Nueva York

Por el 20/06/2013

El ritmo que en los últimos meses se ha adueñado de la radio dominicana, es lo que más se escucha en la radio y discotecas de la Gran Manzana

La gran popularidad lograda en los últimos meses por la salsa elaborada en República Dominicana se ha extendido más allá del territorio nacional.

Las emisoras hispanas de la ciudad de Nueva York han tenido que corresponder a la acogida de la salsa cantada por exponentes criollos como Alex Matos, David Kada, Sexappeal, Michel y más recientemente Clasicom con sus éxitos “La tipa le dio pa’ mi” y “Mala”.

Pero la fiebre por la salsa dominicana, producida en su mayoría por el músico, cantante y arreglista Víctor Wail, también ha invadido los centros nocturnos de Nueva York, de tal forma que han tenido que contratar a varios de sus exponentes hasta dos veces en un mes como es el caso de David Kada en La Marina de Manhattan, negocio que opera arrendado por el dominicano Fernando Mateo.

Emisoras como La Mega 97.9 FM, La Mami 92.7 FM y X- 96.3 FM se nutren de la salsa criolla, tanto en sus mezclas como en la programación regular, para fortalecer sus espacios musicales.

“Amor perfecto”, lo más nuevo de Alex Matos, es una de las favoritas de la programación tropical de la radio de Nueva York. Lo mismo sucede con Sexappeal, un artista que a pesar de no ser de la camada de los jóvenes de hoy día, tiene una fuerte presencia en la “Ciudad de los Rascacielos”. Lo mismo sucede con Michel, cuyas adaptaciones salseras le han ganado fama no solo en Nueva York, sino también en Miami y otras comunidades latinas.

“Pirata”, de Yiyo Sarante, es en este momento un auténtico himno en las fiestas y celebraciones hispanas. Y ni hablar de David Kada, quien ha logrado posicionarse como uno de los preferidos en la Gran Manzana con sus hits “Siempre en mi mente”, “Estos celos” y “Tu amor fue diferente”.

Lo que espera ese público que se ha ganado la salsa “Made in the Dominican Republic” en otras latitudes es que produzcan temas originales y que ese talento no se quede cantando fusilamientos, porque hasta ahora no han realizado ningún trabajo original.

Mientras tanto, en la ciudad de Nueva York solo se escucha salsa y bachata. El único merenguero que suena es Héctor Acosta, pero con bachatas, y Omega, que todavía se escucha esporádicamente.

¡Si te gustó este artículo, compártelo! Gracias

ESCRIBE TU OPINION O COMENTARIO